Moon Cresta a lo Toy Story en su nuevo vídeo

Moon Cresta a lo Toy Story en su nuevo vídeo

, 8 de junio de 2016

David es un clic de Playmobil, Piru un action man, Manu la pareja de Barbie, Los Kozmic Blowers forman una línea de futbolín… Juan Martínez ha dado vida a la dulce inocencia de Moon Cresta.

Cuando veo un corto de animación de esos que duran dos minutos (algunos espectaculares) luego toca ver otros tantos minutos de créditos. Entre iluminadores, diseñadores, grafistas, técnicos de animación, guionistas, directores de fotografía, infografía, animación, decoradores de interior… Raro es que un Staff de un corto 3D tenga menos de 200 personas implicadas. Pero aquí en Galicia somos un mundo aparte y siempre hay algún allegado al que le podemos enchufar una tarea titánica. No hay nada imposible y si no que se lo digan a Juan Martínez.

juan martinez jonny peich

Juan martínez antes de meterse al proyecto Sweet Innocence

Todo empezó hace un par de años cuando David de Moon Cresta tuvo una idea a partir de un nuevo tema de la banda. La canción “Sweet Innocence” nos habla de esa sensación de cuando éramos niños y jugábamos con nuestros juguetes a crear aventuras imaginarias; así que en su mente se encendió una chispa: “Hagamos a los Moon Cresta y amigos salir de una casa de muñecas convertidos en personajes de juguete y de paso impliquemos a todos los clásicos juegos y personajes que se nos ocurran en un corto de animación 3d. Conozco a un tío que lo puede hacer realidad. Trabaja animando en películas de Marvel y es un crack.”

Cualquier otra persona del mundo con dos dedos de frente hubiera dicho que era imposible. Que para hacer algo así necesitarían un equipo entero trabajando día y noche y con meses por delante. Que aún trabajando como un loco llevaría no menos de un año darle un aspecto decente (tardaron dos). Pero la familia es la familia y nuestro Buen Juan puede con todo. Al más puro estilo koro sensei se clona a sí mismo para poder trabajar en varias áreas del proyecto y con varios ordenadores a la vez con un riguroso proceso de creación, pieza por pieza, de cada uno de los elementos que irían tomando forma más tarde en el videoclip. Cada mínimo detalle está cuidado al milímetro para corresponderse de forma proporcional con la realidad. Tomando como referencia la habitación de los peques de David y su casa de muñecas, se pasa semanas encadenado al PC; sólo se levanta para comer y posar a modo de referencia para los modelados de los personajes.

Juan Martínez después del proyecto Sweet Innocence

Los meses van pasando y el proyecto va creciendo; mutando, haciéndose cada vez más grande. Las voces en la cabeza de Juan cada día se hacen más intensas y lúgubres: “No deberías haberte metido en este videoclip; va a acabar con tu salud; estos locos de Moon Cresta se han pasado de la ralla… REDRUM, REDRUM.” Pero Juan Martínez conserva la fe y unas gotas de cordura y cuando está en la orilla a punto de morir ahogado aparecen las manos amigas para decirle: “Ey tío, no estás solo; ya falta poco, esto se puede conseguir y entrarás en la puñetera historia musical de Galicia; igual hasta te hacen un reportaje los de Pentavox que merezca la pena”.

La locura titánica de Juan casi acaba con su salud (y su cabellera) pero con la inestimable ayuda del grupo, poniendo en serie todos los ordenadores a procesar todos esos entornos, la colaboración de Leticia Rodríguez con el Storyboard y las expresiones faciales de Davida, todo empezó a tener sentido. Os comentamos también que estuvimos en la charla de Juan Martínez en la presentación del clip y sigue vivo; mucho más recuperado, a tope de humor (lo único que le ha salvado de no caer del todo en la locura) y ya deseando meterse en otro proyecto similar en solitario 😉 Al fin y al cabo él siempre había soñado con participar en una producción estilo Toy Story. De otro modo hubiera sido imposible.

Sweet Innocence ha sido grabado en los Estudios Montealto y mezclado en Cabral Estudios, entre Vigo y A Coruña. Una nueva joya musical de Moon Cresta en su forma más peculiar hasta la fecha; un tema pegadizo, molón y con alta carga sentimental que se añade a una más que notable lista de éxitos. En este single han participado, además de los miembros de la banda, la sección de viento Kozmic Blowers (la línea medular del futbolín) y la cantante Diana Tarin Sanchez que añaden un nuevo escalón al conjunto llevándolo a una dimensión aún mayor. El videoclip es una genialidad; tan sólo tenéis que darle al play:

.

AÑADIR COMENTARIO